Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

En el universo de Marvel no todo son grandes y super tecnológicos edificios, desfiles e invitaciones a reality shows. Existen héroes en el under, que se ocupan de villanos de poca monta, pero no por ello menos heróicos. Todos empiezan en alguna parte, ¿no? Un claro ejemplo de esto es Daredevil”, de la serie protagonizada por Charlie Cox. Un abogado recién recibido y francamente un poco muerto de hambre, que patea culos de criminales en Hell’s Kitchen por la noche. Pero no es el único, ya que Marvel y Netflix volverán a unir fuerzas para no sólo unas segunda temporada de Daredevil, sino también para tres series nuevas: Jessica Jones”, “Luke Cage” e “Iron Fist”. El objetivo final: The Defenders”. ¿De qué se trata toda esta iniciativa en la que las cuatro series se cruzan? Te contamos todo. Spoilers, como siempre.

The_Defenders

De izquierda a derecha: Daredevil, Iron Fist, Jessica Jones y Luke Cage

Jessica Jones (Kristen Ritter) era una chica promedio cuyo único mérito era haber sido compañera de colegio de Peter Parker; y cuyo padre trabajaba para Industrias Stark. Sin embargo, todo cambia cuando su familia y ella tienen un accidente automovilístico en la ruta, chocando contra un camión que transportaba químicos radioactivos. Su familia muere y ella queda en coma y despierta como un efecto secundario de que Galactus se enfrente a los Cuatro Fantásticos en la Tierra. Luego, mientras pasaba tiempo en un internado, descubre que había obtenido poderes superhumanos y decide combatir el crimen bajo la identidad de Jewel. Pero no le sale bien y acaba exclavizada por Purple Man. Su misión más importante: matar a Daredevil. Pero tampoco le sale bien, y en fuego cruzado con Iron Man y Visión acaba otra vez en coma. Al despertar, decide que esto claramente no es lo suyo, y funda una agencia de detectives que se especializa en actividades superhumanas: Alias Investigations.

Allí es donde Jessica conoce a Luke Cage (Mike Colter), otro oriundo de la parte poco glamorosa de Nueva York, el Harlem. Junto a su mejor amigo de entonces, Willis Stryker (¿Les suena ese apellido, o les recuerda a un tal Logan?), estaba en una pandilla y soñaba con ser el próximo Kingpin. Pero luego cambia de idea y se da cuenta que eso perjudicaría a sus seres amados. A Stryker, que se hace cada día más sádico, eso no le causa gracia y le pone una trampa para mandarlo a prisión. Allí es golpeado y maltratado todos los días, por lo que se ofrece como voluntario a una variante del experimento del super soldado (el mismo al que se ofreció Steve Rogers). Con sus nuevos poderes toma el nombre de Power Man para mejorar el Harlem. Una de sus acciones fue, por ejemplo, financiar una clínica junto a Claire Temple (Rosario Dawson en “Daredevil”). Luke descubre que su padre, que creía muerto, podría estar vivo y contrata a Jessica Jones para investigarlo. De paso, se ponen a salir y acabarán casándose.

La feliz pareja no estará completa sin un buen amigo, y ese es Daniel Rand. Originario de la ciudad extra dimensional de K’un-Lun, pasa un rito de iniciación matando a un dragón y eso lo convierte en Iron Fist. Pero estaba obligado a no salir de la ciudad en toda la eternidad, o jamás volver. Así que se va a Nueva York, y después de actuar un tiempo como vigilante solitario, conoce a Luke Cage. Entre ambos empiezan un micro emprendimiento llamado Heroes for Hire, Inc., aceptando trabajos como guardaespaldas o detectives. Sin embargo eran bastante altruistas y muchas veces renunciaban a cobrar. Iron Fist se hizo muy cercano a la familia, convirtiéndose en buenos amigos los tres; aun más después del nacimiento de la hija de ambos, Danielle. Durante Civil War, Iron Fist ayudó a Daredevil tomando su identidad temporariamente a pedido de Foggy Nelson (Elden Henson en la serie) para acallar los rumores de que Matt Murdock era Daredevil y él pudiera seguir tranquilo con la resistencia anti-acta.

Todo esto nos lleva a The Defenders, un grupo formado por el Dr. Strange (Benedict Cumberbatch en la película que se estrenará en 2016) que manipuló a Hulk y al Príncipe Namor para que se le unan. Pero la iniciativa funcionó muy bien y después de un par de misiones decidieron hacer del grupo algo más permanente. Como en todo grupo de superhéroes, las formaciones cambiaron una y otra vez, pero con una característica: todos eran superhéroes relativamente del under, y había fuertes lazos de amistad entre ellos. No sólo fueron parte del grupo estos protagonistas como Daredevil, Luke Cage, Jessica Jones e Iron Fist; sino que también pasaron por sus filas Silver Surfer, The Wasp, Yellowjacket (no Darren Cross como en la película, sino Hank Pym), Hawkeye, Arcángel, Hulka, Ant-Man, y hasta el mismo Capitán América por un corto tiempo.

La estrategia de Marvel para sus series parece clara: será prácticamente imposible verlas por separado de tan relacionadas que están. Con la prueba piloto, la primera temporada de “Daredevil”, superada con honores; sólo nos queda esperar buena calidad de las series que vienen. También sabemos que son parte del mismo universo que las películas, aunque por ahora sólo hubo guiños y pequeñas referencias. Habrá que esperar para ver el costado de las series desarrollado, pero es claro que el universo de Marvel no para de expandirse, para felicidad de millones de fans. Con todo esto, parece que la tregua con DC está a punto de acabar.