Etiquetas

, , , ,

La serie se HBO protagonizada por Steve Buscemi y producida por Martin Scorsese vuelve a las andanzas luego de haber recibido cinco Emmys este año. Ninguno para el protagonista, injustamente; pero sí para Bobby Cannavale como mejor Actor de Reparto en Serie de Drama.

 boardwalk13_05.JPG

La serie de HBO promedia los 7,5 millones de espectadores en todas las plataformas. El canal es conocido por llevar a la pantalla series que suelen ser más violentas o explícitas que las tradicionales de televisión abierta, fórmula que parece estar funcionando de maravilla. No sorprende que Broadwalk Empire haya renovado, teniendo en cuenta la aceptación de la gran actuación de Buscemi, sumado a que True Blood está en su última temporada.

Con esta serie que aborda la época de la ley seca en Atlantic City, junto con Game of Thrones, The Newsroom y la más nueva, Veep; HBO parece tener todos sus flancos cubiertos para asegurarse un 2014 de éxito. Por otro lado, esta serie dice ser la heredera de Los Sopranos, especialmente porque está basada en el libro Boardwalk Empire: The Birth, High Times, and Corruption of Atlantic City de Nelson Johnson, que fue adaptado por Terence Winter, el escritor y productor de Los Soprano.

El anuncio de la renovación para 2014 vino justo después del éxito de la serie en los Emmy y los altos niveles de audiencia de la premiere de la temporada 4. Scorsese dirigió el piloto y estableció el estilo que los directores de los capítulos siguientes imitaron. Es también productor ejecutivo y tiene voto en las elecciones de casting y elabora el guión junto con Winter. Para esta temporada se espera que dirija más episodios.

La serie es un drama de época protagonizado por “Nucky” Thompson (Steve Buscemi), un político corrupto que controla Atlantic City durante los años ’20 y la ley seca. Se relaciona con gangsters, políticos o policías. Además toma parte en el contrabando y otras actividades mafiosas que involucran a la zona, mientras mantiene un lujoso estilo de vida. En su conjunto la serie ya ganó 17 Emmys, y tuvo 40 nominaciones, incluyendo a Mejor Serie en dos ocasiones.

Lo lamentamos por Steve Buscemi, se merecía el Emmy pero ni siquiera estuvo nominado. Pero no importa, el universo equilibró la balanza y lo deja ser el favorito del público. ¿Podría ser el nuevo caballito de batalla de HBO? ¿O seguirá siendo el segundo de Game of Thrones? Probablemente dependa de si Scorsese decide volver a dirigir. Como sea, no podemos negar que el sol brilla más que nunca para el canal de cable.